ACTUALIDAD

Polémica en Polonia: el gato doméstico, declarado ‘especie exótica invasora’

La Academia Nacional de Ciencias de Polonia elabora un artículo para explicar su decisión. “Desde una perspectiva científica, así debería ser considerada”.

Actualizado a
Mònica Torres

El pasado mes de julio Wojciech Solarz, biólogo de la Academia Nacional de Ciencias de Polonia, declaró al gato doméstico como una “especie exótica invasora”. Se iniciaba así una polémica en el país europeo, de tales dimensiones que ha tenido que acudir a la televisión para justificar la decisión. Mientras, la academia polaca ha publicado un artículo explicando el daño que estos animales generan a otros de su entorno. Según un estudio de la Universidad de Ciencias Biológicas de Varsovia, de 2019, los gatos domésticos matan cerca de 583 millones de mamíferos y 135 millones de aves al año en Polonia.

Esta especie de gato fue posiblemente domesticada hace unos 10.000 años, en la cuna de las grandes civilizaciones del antiguo Cercano Oriente, que iba desde el valle del Nilo hasta el sur de Mesopotamia. “Desde una perspectiva puramente científica, en Europa, y por tanto también en Polonia, debería ser considerada una especie exótica”, explican como respuesta a una de sus preguntas frecuentes.

Aseguran que hay una “clara evidencia científica de la influencia negativa del gato doméstico (Felis silvestris catus) en la biodiversidad autóctona”, motivo por el que consideran que debe catalogarse como una especie exótica invasora. “Esta clasificación es coherente con las definiciones adoptadas en la base de datos de especies exóticas en Polonia”.

No incluida como invasora en Europa

Según precisa la Academia Nacional de Ciencias de Polonia, a pesar de la “evidencia de un impacto negativo del gato doméstico en la vida silvestre nativa, esta especie no se incluyó en las especias exóticas invasoras que representan una amenaza para la Unión”. Destaca, además, que la legislación de la UE no prohíba a las autoridades locales tomar medidas para gestionar las poblaciones de gatos salvajes, “siempre que se haga de conformidad con la legislación nacional pertinente”.

Polonia cuenta con casi 1.800 especias exóticas, siendo la mayoría invasoras en virtud de las definiciones mencionadas por el informe. Hasta ahora el gato doméstico no figuraba en la lista de especies exóticas invasoras que suponen una amenaza para Polonia, ni en la que implica un riesgo para la UE. “Sin embargo, hay que esforzarse para reducir el impacto negativo del gato doméstico en su fauna autóctona. Una de las formas más sencillas es limitar el tiempo que los gatos permanecen fuera de los espacios confinados durante la temporada de reproducción de las aves”.

Impacto de las especies invasoras

Desde Polonia afirman que “los cambios de distribución debidos a la introducción de especies exóticas se producen de manera abrupta”. Y señalan estos procesos como antinaturales, principalmente a causa de la actividad humana. Defienden que “no siempre más es mejor”, pues “el valor del área no siempre es proporcional al número de especies presentes”.

Y como ejemplo señalan las regiones polares, donde cada vez que una especia extraña se asienta “cambia irreversiblemente el ecosistema, un sistema único que se creó como resultado de procesos naturales muy largos”. Y destacan que en muchos casos su impacto negativo no se vio al momento, sino “después de un largo periodo de presencia”.

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?