ACTUALIDAD

Inesperado choque entre Alemania y Ucrania

El ministro de Exteriores ucranio, Dimitro Kuleba, critica la decisión germana de prohibir las banderas de su país en los actos del fin de la Segunda Guerra Mundial.

0
Jens SchlueterGetty Images

El ministro de Exteriores de Ucrania, Dimitro Kuleba, ha criticado la decisión de Alemania de prohibir las banderas ucranianas en los actos de celebración por el fin de la Segunda Guerra Mundial, que se celebraron este domingo, en medio de la invasión rusa del país. La policía alemana confiscó una bandera ucraniana gigante en Berlín el domingo después de que los manifestantes la descubrieran en un servicio conmemorativo de la Segunda Guerra Mundial soviética para celebrar el Día de la Victoria.

"Berlín cometió un error al prohibir los símbolos ucranianos. Es profundamenta falso tratarlos de la misma forma que los símbolos rusos", ha dicho Kuleba en un mensaje publicado en su cuenta oficial en la red social Twitter. "Arrebatar una bandera ucraniana a manifestantes pacíficos es un ataque contra todos los que ahora defienden a Europa y Alemania de la agresión rusa con esta bandera en sus manos", ha zanjado.

El 8 de mayo, especial en Alemania

El 8 de mayo es una fecha especial en Alemania. El país germano rememora cada año, y en este día, el denominado "Día de la Liberación" del nazismo, o lo que es lo mismo, conmemora el aniversario del final de la Segunda Guerra Mundial.

Una fecha marcada, esta vez, por la invasión de Rusia en Ucrania. En esta ocasión el canciller alemán, Olaf Scholz, se ha dirigido a la nación para recordar a las mujeres, hombres y niños fallecidos, así como para mandar un mensaje directo al presidente de Rusia, Vladimir Putin. "Es doloroso comprobar que, 77 años después de la Segunda Guerra Mundial, la fuerza bruta vuelve a violar la ley en el centro de Europa", comenzó su intervención.

Durante su intervención, hizo hincapié en su mensaje de apoyo a Ucrania, recalcó la dificultad de algunas de las decisiones adoptadas por su Gobierno como el envío de armamento pesado, y se mostró convencido sobre la derrota final de Putin en el conflicto bélico. "Apoyamos a Ucrania en contra del agresor. Que no debe haber más guerras mundiales es una lección de este 8 de mayo. Putin no ganará la guerra".

De este modo, insistió en que Ucrania existirá del mismo modo que lo hace hoy. "La libertad y la seguridad prevalecerán, al igual que ocurrió hace 77 años". También acusó a Putin de realizar un "falseamiento infame de la historia", cuando el presidente ruso equiparó la invasión de Ucrania, a la que él denomina como "operación militar especial", con la lucha contra el nacionalsocialismo.

"No debe haber una paz dictada por Rusia"

Por otra parte Olaf Scholz quiso dejar claro que, pese a que se prevén nuevas sanciones y un conflicto de larga extensión, Rusia no será quien marque los pasos para establecer la paz y el orden a nivel mundial. "No debería haber una paz dictada por Rusia. Ucrania no lo aceptaría, y nosotros tampoco. Ucrania sobrevivirá".

De hecho, Rusia celebra su día más importante el lunes 9 de mayo con el Día de la Victoria, al igual que en el resto de las respúblicas socialistas soviéticas, fecha en la que se celebra el triunfo de las tropas de la URSS sobre la Alemania nazi en la Segunda Guerra Mundial.

Scholz fue uno de los líderes de Occidente, junto a Macron, que trató de mediar para evitar en última instancia un conflicto que suma su segundo mes desde su comienzo. El pasado mes de abril, anunció la entrega a Ucrania de munición y armamento pesado. Además, Berlín llegó a un acuerdo con el ejecutivo esloveno para que Liubliana entregara carros de combate T-72 a cambio de que Alemania diseñase nuevos tanques.